miércoles, 11 de junio de 2014

Los cítricos: sus beneficios cosméticos, y mascarillas


Hola chicas cómo están, por fin puedo pasar por acá, tuve unos días complicados y no tuve mucho tiempo para dedicarle al blog, pero aquí estoy de vuelta =)
No me gusta tenerlo parado, pero prefiero eso a escribir cosas poco interesantes, o que no me parezcan útiles para ustedes.
En la entrada de hoy voy a hablar de algo que muchas han de consumir, y quizás también usar para alguna receta de belleza, y son los Cítricos, frutos que no solo son excelentes si los consumís, sino que además podés usar para embellecerte exteriormente.

Sus beneficios: Los cítricos (el limón, lima, naranja, pomelo, y la mandarina), son aliados tanto de hombres y mujeres porque abundan en vitaminas y antioxidantes, por eso es bueno consumirlos, y también usarlos en tratamientos caseros de belleza.
Las frutas incluidas en el grupo de los cítricos tienen una alta concentración de vitamina Cjunto a otras vitaminas, carotenos, y ácidos, y ya sea que las ingieras o apliques sobre tu piel al natural, son un excelente revitalizador natural para todo el organismo.
De ellos podemos decir que usados como ingredientes en cosmética, tienen los siguientes beneficios: el limón→ tiene una capacidad astringente y antibacteriana, por lo que es ideal para pieles grasas; el pomelo y la lima se usan como iluminador de la piel y para combatir celulitis y el sobrepeso, porque es depurativo.
Y la naranja y mandarina ayudan mucho en el proceso de regeneración celular.

2- Los cítricos ayudan además a limpiar e hidratar la piel, también a tonificarla, combatir los signos de estrés y las primeras arrugas, y eliminar impurezas, además de reducir el acné.
El limón también es excelente para aclarar manchas de la piel, y debido a su alto grado de acidez actúa como antibiótico natural si se coloca sobre la piel, fosas nasales, y boca.
3- En aromaterapia: acá tenés aceites esenciales cítricos con muchas ventajas a la hora de aplicarlos, y no sólo al usarlos sobre la piel, sino también al olerlos, ya que tienen un aroma exquisito. Cada aceite tiene sus propiedades, y se usan según el problema que tengas.
4- Esto no tiene nada que ver con belleza, pero para las que estamos en Otoño ahora, nos vienen geniales por su vitamina c, en especial el limón, la naranja y la mandarina; por eso consumilos con frecuencia, y si sos amante del té como yo, tomalo con bastante limón.
5- Cualquier tratamiento casero que hagas con alguno de estos frutos, que sea en lo posible de noche, y si es de día no salgas al sol con ellos en la piel, porque la mancha.

Ya saben que amo las mascarillas caseras para piel y pelo, y les voy a dejar las que he probado en este último tiempo a base de cítricos.
Peeling casero limón: La hago una vez al mes y me deja el cutis divino; necesitas: un tomate, el jugo de medio limón, y dos cucharadas de azúcar.
Preparación: En un recipiente machaca el tomate (maduro), agregando después el jugo de limón y el azúcar; revolvé bien, y aplica en todo el rostro dando masajes circulares, dejando actuar 15 minutos, y retirando con agua fría.
Anti-manchas con limón: necesitas glicerina (vegetal en mi caso), y un poco de jugo de limón. Lo que tenés que hacer es mezclar unas cucharadas (unas/una dependiendo de las manchas a tratar) de glicerina, y otras partes iguales de jugo de limón.
Lo que queda que es una especie de crema, debés aplicarla sobre las manchitas por 10 minutos, y retirar con agua tibia; esto hacelo cada dos o tres días más o menos.

Mascarilla de naranja: Es ideal para cutis graso o mixto, y necesitas el jugo de 1/2 naranja, 4 cucharadas de harina común, y 4 cucharadas de bicarbonato de sodio.
Procedimiento: en un recipiente colocá el jugo, y agregale de a poco la harina y enseguida el bicarbonato, esto hasta haber formado una especie de pasta que aplicas por 15 minutos en el rostro, dejas secar, y retiras con agua fría.
Exfoliante con pomelo: para hacerlo precisas un poco de jugo de pomelo, y una cucharada de azúcar.
Aplicación: antes de aplicarlo lo ideal es que hayas lavado el cutis con agua tibia; una vez hecho esto aplica el exfoliante, pero no exfolies como lo hacés siempre, dejalo en el rostro unos minutos hasta que seque, y retirá después con agua fría; esto hacelo tres veces a la semana, día por medio.

Como ven no llevan muchos ingredientes, y son fáciles de hacer; besos y muy buen finde :-)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada